922 282 355
Pages Menu
TwitterFacebook
Menu

Publicado el Feb 17, 2017 en Consejos |

Descubre las distintas formas de limpiar un grifo

Descubre las distintas formas de limpiar un grifo

Es normal que se suela acumular mucha suciedad en los grifos de los lavados y duchas, sin embargo, limpiar estas piezas no supone un tarea tan sencilla, dado a sus diferentes formas, texturas o modelos. Por ejemplo: un grifo de tono gris, a pesar de que esté limpio, pudiera parecer que esté sucio, pero para que luzca brillante se requiere de esfuerzo y usar productos o técnicas de limpieza que sean efectivas.

Aprende a limpiar un grifo de manera sencilla

limpiar grifosLos grifos pueden llegar a acumular hongos, sarro, incluso una placa de cal que obstruye los pequeños orificios de estas piezas, impidiendo que el flujo de agua corra con normalidad. Para evitar esto, te enseñamos formas sencillas de limpiarlos:
1. Identifica el tipo de diseño del grifo. En algunos casos se necesita de una mayor limpieza para lograr un buen acabado, debido a que no todas las técnicas son efectivas en los grifos cromados.

2. Mezcla dos tazas de agua caliente en un recipiente pequeño y agrégale un par de cucharadas de líquido de lavaplatos.

3. Humedece una esponja con la mezcla y procede a limpiar el grifo. Cerciórate de pasarla por el mango, la base y el cuello de la pieza de baño.

4. Vierte las cerdas de un cepillo de dientes (puede ser usado) con bicarbonato de sodio.

5. Usa el cepillo para limpiar las diferentes áreas del grifo que están sucias y poseen restos de minerales duros. Tira un chorro de agua al cepillo de dientes mientras efectúas la limpieza.

6. Corta 12 pulgadas de hilo dental y frótalo entre las cerrillas del grifo.

7. Enjuaga el grifo con agua fría. Luego, seca el grifo y dale brillo pasando por sus zonas un paño de microfibra.

Limpiar grifos de forma natural: ¿cómo hacerlo?

Los ingredientes que se requieren para remover los residuos de sarro, hongos, etc… y devolverle la funcionalidad a los grifos son los siguientes:
• Una taza de vinagre blanco.
• Un tercio de taza de bicarbonato de sodio.
• Una bolsa de plástico.
• Una liga para sujetar la bolsa.

Pasos a seguir:

Lo primero que se debe hacer es mezclar el vinagre y el bicarbonato de sodio en la bolsa sobre una tina o fregadero.
Se debe ser precavido para verter el vinagre en la bolsa, pues es recomendable hacerlo lentamente, ya que este ingrediente tiende a generar un efecto de ebullición y espumoso cuando se combina con el bicarbonato, sin embargo, no supone una acción peligrosa.
Finalmente, remojas una esponja o las cerdas de un cepillo de dientes con la mezcla y comienzas a limpiar el grifo. Lo cecas con un paño y listo, el grifo quedará como nuevo.

Consejos patrocinados por desatascostenerife.esTELF:. 922 28 23 55